La región de los no muertos

Hay una enigmática oquedad,
en el finísimo hilo que une vida y muerte,
un abismo hondo e inexplicable
donde las tinieblas desatan su oscuridad
para abrazar entre sus lóbregas brumas
a los noctívagos y sempiternos vampiros.

Ahí, en esa región etérea y negra
los no muertos esperan con paciencia
la apertura inacabable de las fauces nocturnas
para liberar sus instintos ávidos de sangre.

Ahí, conscientes de su condición homicida
desperezan sus alas y afilan sus garras,
bostezan un alarido a los infiernos
y emprenden un vuelo sin destino.

Los caminos de la bóveda nocturna son extraños
y curiosos en su deambular de humanos confiados
y en cualquier esquina de cualquier lugar,
el vampiro aguarda imperturbable
el preciso instante 
en que habrá de asomar sus colmillos.

No hay comentarios:

"Bienvenidos siempre a mi etéreo hogar de tinieblas, lóbrego lugar donde la letra oscura se desangra".
© Poesiaoscurapoesiavampirica.blogspot.com . Todos los derechos reservados en cada uno de los poemas publicados.

Etiquetas